Adicción

Tratamiento residencial y rehabilitación para la adicción al juego 

En Paracelsus Recovery, reconocemos que las adicciones conductuales son tan perjudiciales para nuestra salud y bienestar como las dependencias a sustancias. Nuestros programas de tratamiento se basan en la empatía y la experiencia. Creemos que, dado que cada persona es un individuo único, su programa de tratamiento también debe estar hecho a la medida de sus necesidades específicas.

Deje que nuestra familia cuide de la suya

Somos una clínica de propiedad y gestión totalmente familiar

tratamiento conductual de la adicción

Las adicciones comportamentales, también conocidas como adicciones de proceso, son un conjunto de comportamientos de los que una persona se vuelve dependiente y anhela. Son una adicción “de proceso” porque es un conjunto de acciones o un proceso al que la gente se vuelve adicta, en lugar de una sustancia. El subidón que el comportamiento adictivo proporciona al cerebro actúa de forma muy parecida a la adicción a las sustancias.

Si cree que puede tener una adicción de proceso, tenemos ayuda disponible. En Paracelsus Recovery, nuestro tratamiento para las adicciones comportamentales adopta una metodología similar a la forma en que tratamos las dependencias relacionadas con sustancias. El enfoque terapéutico se basa en nuestros valores fundamentales de empatía, cuidado y dedicación al bienestar de cada cliente de manera individual.

Le proporcionaremos un equipo psicoterapéutico básico formado por un psiquiatra, un terapeuta de planta y un psicoterapeuta especializado. Estos garantizan que se aborden, procesen y superen las causas subyacentes de su dependencia. Además, proporcionamos numerosas terapias complementarias para minimizar los niveles de estrés, así como tratamientos médicos y de restauración bioquímica para reequilibrar su salud a nivel celular y biológico.

También le recomendaremos un programa de cuidados posteriores y de prevención de recaídas, entendiendo que el mayor reto en los tratamientos de adicción conductual no es sólo detener la conducta, sino permanecer así una vez terminado el tratamiento.

 

Las adicciones conductuales incluyen:

  • Juego
  • Redes sociales
  • Comportamientos riesgosos
  • Videojuegos
  • Cirugía plástica
  • Sexo y amor
  • Pornografía
  • Ejercicio
  • Trabajo
  • Compras

Los síntomas de una adicción conductual incluyen:

  • Pasar una cantidad excesiva de tiempo practicando el comportamiento en detrimento de sus relaciones o su carrera.
  • Volverse dependiente de la actividad como una forma de hacer frente a las emociones y “sentirse normal”.
  • Problemas para dejar el comportamiento a pesar de que se intente.
  • Minimizar, mentir y ocultar el problema a sus seres queridos.
  • Experimentar síntomas de abstinencia (es decir, depresión o irritabilidad) al intentar dejarlo.

.

Enfoque de tratamiento de 360° — El tratamiento más amplio y completo del mundo

Revisiones médicas
Adicción
Asesoramiento
Amplia
Picoterapia
Desensibilización por movimientos oculares
y reprocesamiento
Familia
Terapia
Psicoeducación 
Neurofeedback 
Intervalo de tratamiento hipóxico
Hiperóxico
Bioquímica
Restauración
Terapias probióticas
Estilo de vida 
Bio Feedback
Yoga 
Reflexología
Masajes 
Entrenamiento personal 

Adicciones comportamentales

A mucha gente le resulta confuso que alguien pueda hacerse adicto a un comportamiento en lugar de a una sustancia. Antes, se solía pensar en la adicción como una dependencia de una sustancia química, pero ahora sabemos que no es la sustancia externa a la que nos volvemos adictos sino a las sustancias químicas que esta libera dentro de nuestro cerebro.

Cuando realizamos una actividad que nos entusiasma demasiado y nos hace sentir vivos, nuestro sistema de recompensa envía un mensajero químico llamado dopamina que nos da un golpe de satisfacción para animarnos a repetir esa acción. Son estos golpes de dopamina los que pueden convertirse en adictivos si se dan los factores ambientales, psicológicos y biológicos adecuados.

Por lo tanto, cualquier actividad que libere un subidón de dopamina, como ganar a lo grande en un casino, asumir riesgos o conseguir likes en nuestras cuentas de las redes sociales, también puede convertirse en adictiva. El refuerzo de estos comportamientos puede llegar a ser tan fuerte que algunas personas sufrirán un síndrome de abstinencia cuando dejen el comportamiento. Pueden agitarse, tener problemas para dormir, sufrir cambios de personalidad y pueden volverse irritables.

 

Preguntas frecuentes

Las adicciones comportamentales describen el acto compulsivo e incontrolado de realizar una actividad, es decir, una adicción a una acción determinada. Los síntomas, las cuestiones subyacentes, los daños potenciales y los problemas derivados de las adicciones comportamentales suelen ser muy similares a los de las adicciones relacionadas con las sustancias. El tratamiento requiere un enfoque integral similar.

Los síntomas más comunes son los intentos infructuosos de dejarla, la pérdida de control sobre la frecuencia con la que se practica la conducta y el riesgo que se asume, la realización de la actividad aunque no se obtenga ningún placer de ella y el desarrollo de desencadenantes específicos.

Sí, tratamos todas las adicciones comportamentales con un programa intensivo y holístico proporcionado por nuestro equipo multidisciplinar. Tanto en Londres como en Zúrich, el tratamiento de las adicciones comportamentales incluye un apoyo psiquiátrico y psicológico en profundidad, una amplia restauración bioquímica y neuroquímica, salud intestinal y suplementos nutricionales.

En Paracelsus Recovery, adoptamos un enfoque de reducción de daños a la adicción, lo que significa que no abogamos por la abstinencia de por vida. Si la abstinencia no es una opción, nos centramos en cómo recrear una relación saludable con el comportamiento. Nos esforzamos por ayudarle a encontrar la moderación, los límites y la paz en todos los niveles: biológico, psicológico y físico. Nuestro objetivo es proporcionarle las herramientas emocionales necesarias para enfrentarse a los factores de estrés y a los retos emocionales de la vida sin esa dependencia de la conducta para ser feliz, aliviar el dolor o como escudo ante estas situaciones difíciles.

Depende de la adicción específica. Por ejemplo, una adicción al juego o a las compras podría llevar a grandes pérdidas económicas, una adicción al sexo podría llevar a la destrucción de las relaciones, mientras que la adicción al ejercicio podría llevar a problemas físicos. En todos los casos, la adicción al proceso introducirá una gran cantidad de estrés, miedo y dolor en la vida del individuo, lo que dará lugar al empeoramiento de su salud física y psicológica.

Conozca al equipo responsable del tratamiento de adicciones

Más