Clínica de Tratamiento de Restauración Bioquímica 

En Paracelsus Recovery, la medicina funcional, la restauración bioquímica y la terapia de biorresonancia son componentes integrales de todos nuestros programas de tratamiento.

Deje que nuestra familia cuide de la suya

Somos una clínica de propiedad y gestión totalmente familiar

Restauración bioquímica

La restauración bioquímica aborda las deficiencias bioquímicas y neuroquímicas del cerebro y el cuerpo que se producen como resultado del abuso de sustancias o de las elecciones de estilo de vida. La terapia de biorresonancia implica el uso de una máquina especializada para medir las longitudes de onda de la energía del cuerpo y dar un tratamiento para mejorar la salud celular de la persona. Tanto la restauración bioquímica como la terapia de biorresonancia son ramas de la medicina funcional que se centran en la curación de la conexión mente-cuerpo.

La medicina funcional pretende restablecer la salud facilitando el proceso natural de curación del cuerpo. Para ello, aborda la causa fundamental de una enfermedad en lugar de los síntomas que produce.

Por ejemplo, los profesionales de la medicina funcional tratarán de comprender cómo la interacción entre los factores ambientales, genéticos, históricos y de estilo de vida han conducido a la mala salud física o mental. Una vez determinados estos elementos, los profesionales proporcionarán al cuerpo cantidades óptimas de sustancias naturales para ayudarle a restablecer su equilibrio interior.

Al igual que nuestra ideología de tratamiento en Paracelsus Recovery, la medicina funcional hace hincapié en que las circunstancias de cada persona son diferentes. Dado que su salud es única, su tratamiento también debe estar hecho a medida para abordar sus necesidades específicas.

Tratamiento de restauración bioquímica

El objetivo de la restauración bioquímica es garantizar que la mente y el cuerpo de una persona tengan todas las sustancias químicas y los componentes básicos necesarios para funcionar de forma óptima. Tratamos a los clientes con una fórmula individualizada de suplementos nutricionales y soluciones intravenosas basada en exhaustivas pruebas de laboratorio, con las que pretendemos literalmente “restaurar” lo que falta. Los suplementos y las soluciones intravenosas pueden incluir vitaminas, minerales, aminoácidos y otras sustancias.

Nuestro bienestar físico se ve significativamente afectado por el abuso de sustancias y las condiciones de salud mental, pero también influye en el desarrollo de estos problemas. Por ejemplo, el abuso de sustancias y los problemas de salud mental provocan estrés en nuestro cuerpo, que produce hormonas como el cortisol, que activan nuestro modo de lucha o huida. Cuando esto ocurre, nuestro cuerpo necesita más energía para mantener ese estado de vigilancia y alerta. Como resultado, anhelamos alimentos de energía rápida como los carbohidratos refinados o deseamos sustancias que nos hagan sentir más alerta.

Búsqueda de la dopamina

El estrés también puede ser emocionalmente agotador y puede hacernos sentir irritables, agotados y distraídos. Cuando nos sentimos así, podemos empezar a desear la dopamina, el neurotransmisor asociado al placer y la recompensa. Los alimentos azucarados nos proporcionan ráfagas de dopamina, pero los carbohidratos y el azúcar también desestabilizan nuestro nivel de azúcar en la sangre, aumentan la inflamación y privan al cerebro de neurotransmisores críticos. 

Algunas personas recurren a drogas como la cocaína o las anfetaminas para obtener el “subidón” de dopamina. 

Cada una de estas respuestas físicas se denomina “déficit bioquímico”. Estos déficits pasan factura al cuerpo y pueden conducir a un aumento de los antojos, la ansiedad, la depresión y los problemas de sueño, todo lo cual puede perjudicar la salud mental y exacerbar una dependencia del abuso de sustancias. 

Lo que identificamos

El tratamiento de restauración bioquímica se centra en mejorar estos déficits bioquímicos. Una bioquímica saludable mejorará significativamente las habilidades cognitivas, la vitalidad física y la estabilidad emocional. Esto le permite beneficiarse mucho más de su programa de recuperación, prevenir futuras enfermedades y asegurar una recuperación duradera.

Para entender las causas fisiológicas de su adicción o de su mala salud mental, analizamos su bioquímica con pruebas de laboratorio exhaustivas para identificar:

  • Equilibrios de neurotransmisores.
  • Desequilibrios de aminoácidos.
  • Deficiencias de nutrientes.
  • Hiper o hipoglucemia (glucosa elevada o deficiencia de glucosa).
  • Tensión inflamatoria y estrés oxidativo a nivel celular.
  • Fatiga suprarrenal.
  • Salud intestinal (incluyendo microbioma intestinal, parámetros inflamatorios, intolerancias alimentarias, parásitos, etc.).
  • Niveles hormonales.
  • Pruebas de funcionamiento de las glándulas.
  • Toxicidades.
  • Carga excesiva de metales pesados en el organismo.

    A partir de los resultados de estas pruebas, creamos un conjunto de suplementos nutricionales a medida, infusiones intravenosas y un plan de nutrición personal. La combinación del restablecimiento satisfactorio de su bioquímica y el uso de diversas terapias complementarias puede reducir o incluso eliminar síntomas como los problemas de sueño, los antojos, la ansiedad y la depresión.

Terapia de biorresonancia

Además de la restauración bioquímica, en Zúrich también podemos ofrecerle una terapia de biorresonancia. Durante la terapia de biorresonancia, nuestro médico capacitado coloca dos electrodos en su piel que están conectados a una máquina especializada. Estos electrodos escanearán las longitudes de onda energéticas del cuerpo (frecuencias), identificarán cualquier longitud de onda irregular basándose en una extensa base de datos y restaurarán su frecuencia electromagnética a su estado óptimo.

La física cuántica muestra que las células de una persona, como toda la materia, emiten energía. Los patógenos, los factores de estrés ambiental y las toxinas también emiten longitudes de onda energéticas únicas. Una máquina de biorresonancia captará estas “frecuencias”, de forma similar a como un ECG o un EEG pueden registrar las frecuencias del corazón o del cerebro. Nuestro médico capacitado puede entonces detectar las señales “normales” o “anormales”, lo que les ayudará a determinar las zonas del cuerpo que carecen de energía o que muestran signos de enfermedad.

Las toxinas ambientales, las sustancias adictivas, la inflamación, el estrés, las bacterias, los virus y muchos otros patógenos pueden inducir ondas “anormales” en los órganos y las células del cuerpo. Un aparato de biorresonancia identifica y neutraliza estas ondas tóxicas. Al hacerlo, refuerza el sistema regulador del cuerpo, mejora la salud celular y facilita el proceso natural de curación del organismo.

La biorresonancia es una terapia de desintoxicación, lo que significa que puede provocar dolores de cabeza, síntomas gripales o náuseas. Sin embargo, estos son signos de que el cuerpo está eliminando toxinas y curándose a sí mismo. Con el tiempo, puede ayudar a las células a ser más receptivas a los nutrientes de los alimentos, aumentar su capacidad de generar energía y reforzar la salud y el bienestar general.

El tratamiento de biorresonancia sólo está disponible en Zúrich.

Preguntas frecuentes

La restauración bioquímica se refiere a la desintoxicación de todo el organismo y, por tanto, al restablecimiento de la salud física de una persona. Para que nuestro cerebro y nuestro cuerpo funcionen adecuadamente, necesitamos cantidades óptimas de sustancias específicas. Con nuestro estilo de vida moderno (por los malos hábitos alimenticios, el estrés, la falta de actividad física, las intolerancias alimentarias, el comportamiento adictivo y el abuso de sustancias), muchos tienen una bioquímica significativamente desequilibrada. En Paracelsus Recovery, identificamos y restauramos estos déficits.

Proporcionamos restauración bioquímica en Zúrich y Londres.

El abuso de sustancias y otras adicciones pueden afectar negativamente a nuestra salud física de numerosas maneras. Por ejemplo, el abuso de sustancias aumenta drásticamente las posibilidades de que una persona desarrolle una enfermedad pulmonar o cardíaca, un derrame cerebral, condiciones de salud mental y cáncer. Los estudios han demostrado que las condiciones de salud mental pueden disminuir la vida de una persona entre diez y treinta años debido a este vínculo.

La biorresonancia es una terapia complementaria segura y no invasiva. Puede aliviar los antojos, reducir las intolerancias, aliviar el estrés y mejorar los síntomas de las enfermedades crónicas. No tiene efectos secundarios adversos conocidos y es un método de tratamiento sin medicamentos. Sin embargo, la biorresonancia es más eficaz cuando se utiliza durante un periodo de tiempo prolongado. Si se administra de 2 a 3 veces por semana a lo largo de 1 a 2 meses, ayudará al organismo a regenerarse, lo que puede conducir a una mayor energía y a una mejora general del bienestar.

La restauración bioquímica restablece el equilibrio y promueve la curación a nivel celular. Al corregir las deficiencias nutricionales, reducir el estrés inflamatorio y mejorar la salud intestinal, entre otros muchos efectos positivos, la restauración bioquímica ayuda a optimizar la salud. Puede reducir los antojos y los problemas de sueño, proporcionar claridad y paz interior, mejorar los síntomas de ansiedad o depresión y promover un bienestar general más saludable

.